TODOS LOS TEMAS
Curiosidades

Oliendo el mundo, o porqué los perros hacen turismo con la nariz

Compartir

Los perros pueden oler hasta 100.000 veces mejor que los humanos y por eso mismo los canes huelen el mundo: identifican a sus congéneres, a parejas potenciales, a las personas, el paso del tiempo y los cambios emocionales. Son capaces de detectar enfermedades -incluso están ahora intentando comprobar si pueden detectar el Sars-Cov-2 y, sin ninguna duda, hacen turismo con la nariz. Por eso es tan importante dejarles olfatear con tranquilidad cuando vamos de paseo, sea donde sea.

Incluso desde el coche, aunque siempre con las medidas de seguridad pertinentes, claro, como podréis ver en este reportaje en el que un grupo de guapos canes hace turismo por París.

Ellos investigan así las novedades que el aire trae hasta sus trufas: el cerebro de los perros es capaz de usar los diferentes perfiles de olor de cada orificio nasal para determinar exactamente dónde se encuentran los objetos olorosamente atractivos.

La nariz canina tiene la capacidad de separar el aire de manera que una parte es respirado y la otra va directamente al área de detección olfativa, la que distingue los olores. No solo eso, los perros tienen algo así como una "segunda nariz", el órgano de Jacobson también conocido como órgano vomeronasal, que entre otras bondades les sirve para detectar feromonas. Y ellos huelen en 3D, por así decirlo, puesto que son capaces de oler por separado con cada fosa nasal.

Te puede interesar

 

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar