• Compartir

Minutos de felicidad perruna (y todo lo que los perros expresan al mover el rabo)

Los perros se comunican constantemente aunque a veces nosotros, los humanos, no seamos capaces de entenderlos. Iniciando una sesión de juegos o moviendo el rabo pueden demostrar su felicidad, pero no solo eso: justamente la cola de los canes puede darnos mucha más información sobre su estado de ánimo, sirve para compartir su alegría al vernos, sí, pero también para revelar cuando tienen miedo, están incómodos o se sienten amenazados, cuando algo o alguien les hace estar alerta...

Los cachorros no nacen moviendo la cola: tienden a comenzar a hacerlo, dependiendo de su raza, en torno a las tres o cuatro semanas de vida. Y, un dato aún más importante: resulta que los perros no suelen mover el rabo cuando están solos, algo que debería revelarnos que sus colas son pura comunicación.

Suele ser fácil saber cuándo un perro está contento mirándole el trasero. Y lo bueno es que... ¡resulta contagioso!

 

 

Pero es importante recordar y, de paso, enseñárselo a los niños, que un perro que está moviendo el rabo no es necesariamente sinónimo de un perro que está contento y quiere ser acariciado.

Hace ya unos años, varios estudios desvelaron que cuando un can tiene emociones positivas su cola se mueve ligeramente hacia la derecha y cuando tiene emociones negativas lo hace hacia la izquierda.

También es importante la altura: si está a la mitad significa que está relajado, si la mantiene en horizontal es que está alerta y si la sube significa que pretende resultar amenazante. 

Cuando un perro tiene orejas y cola levantada muestra que está alerta, está atento a lo que pueda suceder.

Si el can congela su postura, si deja de mover la cola de pronto, puede ser que esté incómodo, hay algo que no le agrada: por ejemplo ser acariciado por una persona extraña.  

Además, otro estudio posterior llevado a cabo por el mismo equipo de científicos italianos mostró cómo los perros son capaces de entender e interpretar los movimientos de cola en sus congéneres. 

 

Te puede interesar

 

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar