TODOS LOS TEMAS
Salud perruna

Primeros auxilios que pueden salvar la vida de un can

Compartir

Es muy buena idea asistir a algún curso de primeros auxilios o, como mínimo, pedirle consejo a tu veterinario para saber cómo actuar ante una emergencia. Los perros, obviamente, sufren accidentes, se atragantan, se lesionan, se hacen heridas... Y una reacción rápida puede ser la única forma de salvar su vida. Una recomendación previa y básica: Los expertos recomiendan precaución si un can está herido; si siente dolor el perro más bueno y tranquilo del universo puede morder a su dueño. Por eso mismo la gran mayoría de manuales sobre primeros auxilios indican que lo primero que hay que hacer, en muchos casos, es tener precaución o incluso colocarle algún tipo de bozal al can. Y, sobre todo, intentar mantener la calma: si nosotros nos ponemos a gritar o a hacer aspavientos, si nos alteramos mucho, se lo transmitiremos directamente a nuestro perro que lo pasará aún peor.

Este vídeo de la Fundación 30 Millones de Amigos es sencillo y útil. Está en francés pero las imágenes se entienden sin problema: explica cómo tomar el pulso a un perro y qué hacer si un can se atraganta, tanto un perro grande como uno chico.

Aquí tenéis más información sobre cómo actuar si un perro de pronto no puede respirar.

En este otro vídeo de la Clínica Veterinaria Cuatro Patas recomiendan estrategias similares en caso de atragantamiento:

Todos los dueños de perro deberían saber cómo aplicar la reanimación cardiopulmonar a un can.

"Para la mayoría de los perros, las compresiones de pecho se pueden realizar en la parte más ancha del pecho, mientras el animal está acostado de lado. Sin embargo, en algunas razas como los Galgos con los pechos más en forma de quilla, las guías recomiendan empujando hacia abajo cerca de la axila del perro, directamente sobre el corazón", explican con todo detalle en esta clínica veterinaria de Alicante.

En Hay un buen número de vídeos en internet que demuestran cómo hay que hacerlo, este que compartimos es particularmente detallado (está en inglés). A diferencia de los humanos -que deben estar tumbados sobre la espalda-, los perros deben estar echados sobre un lado (el derecho).

Estos dos gráficos también os pueden servir de guía básica. Y un detalle importante: en el caso de los perros el boca a boca se hace soplando en su nariz, no en su boca.

 

Te puede interesar:

Heridas y traumatismos: consejos y primeros auxilios antes de ir al veterinario

¿Qué puedes hacer si tu perro se atraganta y no puede respirar?

Primeros auxilios en casos de shock, pérdidas de conciencia, desmayos, ahogos...

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar