TODOS LOS TEMAS
Perro Urbano

La Casa Blanca, en contra de la legislación basada en la raza de un perro

Compartir

Internet ayudó a Barack Obama, en su primera campaña electoral a difundir su mensaje, recaudar fondos y llegar donde hoy está.

Internet ayudó a Barack Obama, en su primera campaña electoral a difundir su mensaje, recaudar fondos y llegar donde hoy está. Y la Administración Obama sigue haciendo uso de la web de forma innovadora, casi siempre de forma abierta aunque, innegablemente también, su obsesión por la información tiene un lado tremendamente oscuro.

Yendo a lo positivo, el actual Gobierno de EEUU creó una plataforma para que cualquier ciudadano pudiera iniciar una petición: si suma suficientes firmas, será escuchado, recibirá la atención y alguna respuesta pública por parte de la administración.

Es decir, el mensaje llega a quien tiene que llegar -algo que aquí, por desgracia, no suele ser tan fácil: ¿cuántas peticiones en Change.org no tienen destinatario real, o destinatario útil? Demasiadas.

Polémica PPP

En EEUU, gracias a We, The People, muchas de las propuestas promovidas por los ciudadanos no caen en saco roto. Ha sido el caso de la petición creada hace unos meses para que la Casa Blanca declare ilegal legislar en función de las razas de los perros.

La polémica que rodea a lo que en España se denomina PPP, perros potencialmente peligrosos, también es creciente en EEUU.

Hay razas que por su morfología y fuerza son consideradas peligrosas en potencia, sin tener en cuenta el carácter o la educación de ese can. Cómo el estado opta por legislar esta cuestión es lo que se pretende modificar: Hay países en los que han prohibido algunas razas y en otros, como aquí, se legisla para tener más control sobre esos perros.

Muchos ponen en duda que ese tipo de medidas sirvan, realmente, para lo que fueron concebidas: evitar que un perro pueda morder o incluso matar a otros perros o a humanos.

Más de 30.000 personas han firmado la petición y ahora ha llegado la respuesta. Aquí hemos traducido un fragmento.

La Respuesta de la Casa Blanca

La legislación asociada a razas de perro es una mala idea.

No apoyamos la legislación asociada a razas de perro. La investigación ha demostrado que prohobir ciertos tipos de perro no sólo no es efectivo sino que con frecuencia implica malgastar recursos públicos.

En el año 2000, en el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) se estudiaron los datos sobre mordeduras de perros y muertes causadas por mordeduras de perros a lo largo de 20 años. El análisis reveló que los ataques mortales fueron muy pocos y que era virtualmente imposible calcular ratios de mordeduras en función de la raza.

El CDC también explicó que la gente que busca explotar a los perros no deja de hacerlo si se prohibe una raza, sencillamente buscan otro tipo de perro. Y el hecho es que cualquier perro de cualquier raza puede convertirse en un perro peligroso si -de forma intencionada o no intencionada- se les educa para ser agresivos.

Por todas estas razones, el CDC se opone oficialmente a la legislación en función de la raza. Su propuesta es afrontar la cuestión a través de proyectos en la comunidad. El informe completo está disponible, cómo no, en internet.

Puede que sea un pasito en la dirección adecuada pero el camino será lento. Más que nada porque ese informe que citan desde la Casa Blanca es de hace ¡12 años! Pese a tener estos datos la situación no ha cambiado mucho en todo este tiempo...

Que se lo digan a los Pit Bulls... si hasta tienen su canción, La Balada del Pit Bull

 

+ información

PPP: Perros potencialmente peligrosos, algunas claves de la cuestión

Bono, un American Staffordshire Terrier, y sus experiencias en la clase de cachorros

La balada del Pit Bull: no hay razas malas, hay malos dueños

Hablamos con Santi Vidal de estrés, de cómo adiestrar sin castigos y de la peligrosa etiqueta de la 'dominancia'

 

 

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar