• Compartir

La veloz y feliz vida de Scooty, una perra paralítica rescatada del "Hotel de los Horrores"

Complicado verla y no sonreír :-) Scooty, Súper Scooty, es "la perra más feliz del planeta": tiene una familia humana que la adora y ella transmite sus ganas de vivir y de disfrutar a la carrera, con su silla de ruedas canina y su ánimo imbatible.

Su pasado es atroz y su presente casi un milagro porque a esta perra la rescataron de un lugar terrorífico tras haber sido atropellada por un coche, en México.

Ahora, a través de su web y de sus redes sociales Scooty está educando a muchas personas sobre lo que significa vivir con un can que tenga algún tipo de discapacidad: ella es plenamente feliz pero requiere, como es normal, cuidados extra. 

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Scooty (@super_scooty) on

 

A post shared by Scooty (@super_scooty) on

 

A post shared by Scooty (@super_scooty) on

 

Como explica su familia: hay que tener una paciencia enorme para cuidar de un perro con necesidades especiales. Lo más probable es que nunca logres que pueda hacer caca y pis como otros perros y algunos días habrá mucho que limpiar. Hay que estar más pendiente de ellos, no pueden pasar mucho tiempo solos y lo ideal es que tengas un jardín... pero, sobre todo, dicen, necesitas ¡sentido del humor!

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Scooty (@super_scooty) on

 

Si Scooty es así de feliz es porque ellos, en casa, se lo toman todo con mucho sentido del humor. Hasta sus cumpleaños :-)

 

Su familia también sirve de altavoz para los problemas de miles de familias que conviven con un perro discapacitado. Según contaba hace poco, ¡incluso han tenido problemas para encontrar una peluquería canina!

En cuanto mencionó que Scooty era una perra con necesidades especiales, les dijeron que gracias, pero no gracias... Finalmente lo lograron, pero ha compartido la historia para denunciar que esto le sucede a muchas otras personas.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Scooty (@super_scooty)

 

Vaya suerte ha tenido Scooty, sin duda, sobre todo sabiendo cuál es su pasado...  

 

Y también tiene un compi canino con quien jugar y siestear, Wyatt :-)

 

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Scooty (@super_scooty) on

 

 

Te puede interesar

Las carreras y baños felices de los perros discapacitados de "Bichos Raros" en su excursión a la playa

Con ruedas y a lo loco: Albert demuestra lo feliz que puede ser un perro con problemas de movilidad

Daisy aprende a correr, una perra "hace campaña" por los canes con discapacidad

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar