• Compartir

Historias de SrsPerros: Bilbo, que sigue aprendiendo y enseñando con ¡16 añitos!

Bilbo es el prota de esta nueva historia canina. Este gran SrPerro ha tenido la suerte de llegar a casa de David y su pareja, Sarai. No sólo le adoran sino que David se ha formado como educador canino por lo que, además, sabe cómo enseñar a Bilbo. Y, tal y como nos cuenta David, lo cierto es que Bilbo también tiene mucho que enseñar.

Bilbo es un perro mayor, 16 años cumple este verano, pero sólo lleva con nosotros 2 años. De su vida anterior poco sabemos, apareció en el Centro Municipal de Acogida de Animales Abandonados de Guadarrama (gestionado por Fenixcan) a finales del verano de 2011. Un perro adulto, poco conflictivo y que pasaba desapercibido para los adoptantes.

La Navidad de ese año la pasó con Savina que le hizo de casa de acogida temporal. Ahí convivió con más perros y humanos.

A principios de 2012, volvimos a encontrarnos con Bilbo (durante esa época le llamaban Ratax) ya que era necesario llevarle al veterinario regularmente debido a que se le había diagnosticado una enfermedad cardíaca.



Empezamos a buscarle una casa definitiva, pero un perro mayor y enfermo como era Ratax no era lo que más atraía a los posibles adoptantes.

Finalmente, lo pensamos mucho y decidimos adoptarlo nosotros.

Cada vez que teníamos que llevarle al veterinario, aprovechábamos para que se viniera a casa, la fuera conociendo, nos conociera a nosotros y sobretodo conociera a Pyros, nuestra reina que debido a malas experiencias de cachorrita es bastante insegura con otros perros.

Pero Bilbo, nos dio a todos grandes lecciones de comunicación canina y nunca ha tenido el más mínimo problema con Pyros.



A Bilbo no le gustaban los pisos, de hecho no se había subido a un ascensor nunca.

Poco a poco fue conociendo lo que sería su nueva casa y su nueva familia.

Aunque Bilbo no estaba muy acostumbrado a vivir en un piso, enseguida le vio el lado positivo.

Se pasaba sus buenas horas en la terraza mirando a la calle, curioso y a veces se quedaba absorto... a saber que estaría pensando.

Poco a poco fue habituándose a SU casa, a poder recorrerla a sus anchas.

Ahora el elige donde se tumba, cuando va a beber agua... y ¡a aprendido a abrir puertas!

Al principio una puerta entornada era una barrera infranqueable para él, pero ahora ya sabe empujarla. Es genial ver su cara de satisfacción cuando abre la puerta de la habitación solo para saludar. Se queda con esa carita sonriente solo le falta decir ¡TACHAN!

Se ha acostumbrado a sus paseos, y es capaz de venir a avisarnos si se nos pasa la hora.

Le encantan las caricias, darle unos masajitos en su maltrecha espalda (Bilbo sufre espondolosis degenerativa) hacerle cosquillas... todo eso le encanta.

A sus 14 años (edad con la que lo adoptamos) aprendió a pasear por el pueblo con la correa sin tirones. Es un perro listo y lo entendió enseguida.

Lo que más costó fue poder soltarlo en el monte, pero es algo que también ha aprendido. Al principio Bilbo podía pasarse horas sin hacer caso a nada más que a los pajaritos que él sabía que tenía que levantar.



Con paciencia, tiempo y haciendo las cosas progresivamente... ahora podemos estar tranquilos porque Bilbo puede ir suelto por el monte, explorar, olfatear, sin miedo a que se despiste y salga detrás de cualquier cosa que pase.

Además le encanta ir de visita, le encanta acompañarnos a las cenas en casa de la familia o amigos, y él siempre se porta de 10.

Por su lesión de espalda, le compramos una cuna con un colchón especial y está encantado. Se acurruca como un gorrión y nosotros nos quedamos embelesados viéndole dormir, es mejor que ver la tele.

Bilbo nos ha dado una lección de superación a todos. Nos encanta que conviva con nosotros.



Adoptar un perro viejo es algo de lo que estamos plenamente satisfechos y que lo recomendamos a todo aquel que esté pensando en adoptar un perro.

David Jaime // educador canino en Dog Adiction

Otras historias de SrsPerros

Historias de SrsPerros: Vilma

Historias de SrsPerros: Nero y Jarvis

Historias de SrsPerros: Unai

Bruno, o más bien Pancho
 

 

Si queréis participar en Historias de SrsPerros:

- Tenéis que estar registrados en la web de SrPerro y haber subido alguna foto de vuestro can y algún detalle sobre su personalidad.

- Mandadnos un mail a hola@srperro.com contándonos porqué os parece importante compartir su historia. E incluyendo el enlace a vuestro perfil y algunas fotos de vuestro SrPerro.

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar