TODOS LOS TEMAS
Viajar con perro

Pistas básicas para evitar que un perro se maree al viajar en coche

Compartir

Los mareos al viajar en coche no son nada infrecuentes en los perros, al menos en sus primeros viajes. Eso sí, la buena noticia es que se trata de un problema que afecta sobre todo a los cachorros -igual que afecta más a los niños pequeños que a los adultos.

Si a tu perro le pasa, estos consejos que han compartido con nosotros los expertos de Seresto te pueden resular útiles.

¿Cómo NO debes viajar con tu perro en coche? unos cuantos vídeos de infarto nos lo muestran

Las causas del mareo perruno pueden ser físicas -los mecanismos que regulan el equilibrio no están aún del todo desarrollados- o también emocionales (ansiedad). 

Otra razón puede ser un problema del oído, tanto una infección como algún traumatismo: en estos casos habría que buscar ayuda veterinaria para diagnosticar y tratar adecuadamente el problema.  

 

¿Cómo saber si tu perro se está mareando?

 

Pues los síntomas son los esperados: puede quejarse, llorar o moverse incómodo. Puede babear / jadear, mostrar agitación... Y por supuesto, puede tener arcadas y tener vómitos o diarrea.

 

¿Qué hacer para evitar que tu perro se maree?

 

Lo primero y básico: cárgate de paciencia. Tratar los miedos de nuestros amigos de 4 patas es una tarea que requiere tiempo y dedicación.
  

La mayoría de perros se marean más por ansiedad que por el movimiento del coche.

Ayuda a tu perro a perder el miedo al coche en 3 etapas:

a)    Familiariza a tu perro con el coche parado. Sube y baja varias veces con él, juega cerca del vehículo, mete premios dentro del coche y juega con él a encontrarlos.

b)    Consigue que tu perro se relaje dentro del coche en marcha. Hazlo poco a poco y premiando su buena actitud, para que vea que no hay peligro.

c)     Empieza a dar pequeños paseos, recorridos cortos para llevarle a sitios que le gusten. El objetivo es que el perro vea que no pasa nada: hemos subido al coche, nos hemos desplazado, nos hemos bajado y no ha pasado nada. No hay razón para tener miedo.

Pide consejo a tu veterinario: el uso de productos para evitar las naúseas y los vómitos ayuda a disminuir los efectos del movimiento del coche.

También puedes preguntarle por el uso de feromonas apaciguantes para ayudarle a estar tranquilo ante situaciones que le pueden causar estrés (e incluso hay productos específicos para viajes)


- No lo subas al coche solamente para ir a lugares que él asocia con experiencias desagradables como el veterinario, sino también para ir al parque o de excursión.


- Evita darle de comer o beber en las 3 horas anteriores al viaje; si no tiene el estómago lleno de alimento será más difícil que quiera devolver.


- Dale un buen paseo antes de subir al coche para que haga sus necesidades y se relaje caminando.


- En verano airea bien el coche antes de subirlo. Si puedes, enciende el aire condicionado un rato antes para que la temperatura sea agradable en el interior.

- Deja que tu perro respire aire fresco abriendo las ventanillas.


- Conduce con cuidado sin acelerones o brusquedad.


- Muéstrate tranquilo si él está temeroso o se marea, no lo regañes pero tampoco le acaricies ni lo premies.


- Viaja con frecuencia con tu perro para que la experiencia no sea desconocida. La habituación al coche requiere tiempo y paciencia.

Y si el problema no se disminuye, coméntaselo a tu veterinario para que pueda examinar bien a tu can y descartar cualquier problema de oído que pueda estar tras sus mareos.

 

PD Terminamos con la versión chistosa del asunto...

 

También te puede interesar

 

Un consejo patrocinado por Seresto

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar