TODOS LOS TEMAS
Salud perruna

"Yo ya no tengo miedo a los fuegos artificiales o a los petardos", la historia de Nero y el Thundershirt

Compartir

Esta es la historia de cómo la familia de un can, la de nuestro amigo Nero, ha logrado por fin encontrar un método para evitar que él lo pase extremadamente mal cuando hay ruidos fuertes a su alrededor. Nero, que en sus ratos libres es un cohete de bolsillo, tenía verdadera fobia a los petardos y a los fuegos artificiales... hasta este año. Jessie, la humana de Nero (y de Jarvis), ha compartido su experiencia usando el Thundershirt con nosotros por si puede ayudar a otras personas.


"Mi perro Nero es de naturaleza nervioso. No sé si por ADN o haber pasado los primeros días de su vida en un refugio, pero cuando le adopté tardó poco en demonstrarnos que no le gustaban los ruidos fuertes o extraños. Teníamos un ordenador portátil que cada vez que se iba a quedar sin batería emitía un pitido discreto para nosotros los humanos, pero altamente molesto para Nero. Pronto aprendí a no dejar que la batería bajase del 10%, y al tiempo, a desconectar el timbre de mi casa, o anticipar algunos de esos pitidos de censura que algunos programas de televisión usan. Nero tampoco es fan de los fuegos de artificio, y desde que unos niños - sí, caso verídico - nos tiraron un petardo desde su terraza, cuando paseábamos Nero y yo tranquilamente, los petardos le aterran. 

La reacción de Nero es bastante dramática. Pierde los papeles, no busca esconderse, sino que lo saques de esa situación. Se pega a ti, se te sube a la cabeza, te araña si intentas ayudarle. Parece que le va a dar un ataque al corazón. 

Intenté todos los métodos recomendados para fomentar la calma, desde música suave, enchufes con feromonas, flores de Bach... Aunque todos ayudaban en cierta medida, ninguno era completamente eficaz contra los petardos.

Cuando vivía en Barcelona recuerdo dos noches de Sant Joan realmente traumáticas. La primera, en la que prácticamente drogamos a Nero. Nuestro veterinario, conociendo a nuestro perro, nos aconsejó o mudarnos durante dos semanas, o darle unas pastillas para dejarle un poco KO. Pero no fue la solución: Nero estaba visiblemente drogrado, pero seguía reaccionando. 

Para los años siguientes seguimos la premisa de irnos de Barcelona pero una de las ocasiones cometimos el fallo de no irnos de Catalunya. Nos fuimos de camping y en la distancia se escuchaban los tradicionales fuegos artificiales. Acabé con Nero, literalmente, subido a mi cabeza mientras intentaba pegar ojo a la una de la madrugada.

Circunstancias de la vida nos hicieron acabar este año en Lewes, que durante el los días que rodean el 5 de noviembre - Guy Fawkes- anualmente se convierte en el equivalente a las Fallas de Valencia, sin exagerar.

Aquí podéis ver un vídeo del evento este año para haceros una idea...

Yo estaba de postoperatorio y sin posibilidad de huir de Lewes. Desesperadamente decidí añadir a todas las feronomas y playlists relajantes un Thurndershirt.

Adquirí uno de estos chalecos con escepticismo. Había escuchado historias en las que funcionaba, pero no me creía que fuera a ayudar en nuestro caso porque la reacción de Nero a los fuegos y petardos es realmente dramática, no puedo enfatizar esto lo suficiente.

Pero… ocurrió el milagro.

La ciencia detrás de estos chalecos es que la presión suave que ejercen tiene un efecto calmante. En el caso de Nero, no sólo fue cierto, sino que me resultó tan extraño como gratificante poder comprobar los efectos de ese chaleco. Redujo muchísimo su reacción a las explosiones medianas; apenas reaccionaba. Con las más grandes reaccionaba levemente la primera vez y a partir de ese momento le daban igual.

Pese a los estruendos de la calle, Nero movía el rabo, ¡quería jugar! Y los petardos dejaron de molestarle. 

Thundershirt no funciona con todos los perros, lo advierten claramente tanto en el packaging como en su web. Pero sí con muchos.

En el caso de un perro como Nero, ha sido milagroso. Quería compartir mi experiencia con los lectores de SrPerro con la esperanza de que ayude a alguien con un problema similar. Es verdaderamente desagradable ver a tu can sufrir, y el cariño por Nero me ha hecho odiar todas las celebraciones con fuegos artificiales. Pero al menos, ya no les tengo miedo."

PD: Podéis comprar el Thundershirt en Tiendanimal

 

Te puede interesar

Música creada especialmente para calmar a perros nerviosos o con ansiedad

Consejos para calmar a los perros en época de petardos

Algunos consejos para una Navidad con menos estrés para los canes

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar