TODOS LOS TEMAS
Salud perruna

Conoce a tu enemigo: todo lo que siempre quisiste saber sobre las garrapatas

Compartir

Una garrapata puede aumentar hasta 100 veces su tamaño y es capaz de poner miles de huevos durante su vida. Su picadura es peligrosa porque transmite enfermedades -tanto a los humanos como a los perros- por lo que es clave proteger a nuestros canes todo el año, pero más aún cuando comienza el calor. Y es muy útil dedicar unos minutos a revisar a nuestro can, tras los paseos en el parque o en la naturaleza, para comprobar que no hay ningún "huesped" inesperado sobre su cuerpo.

Existen más de 850 especies de garrapatas en el mundo que se clasifican por su estructura externa diferenciando las de esqueleto rígido (Ixodidae) y las de esqueleto blando (Argasidae).

Solo en Europa existen 12 especies diferentes de garrapatas, de acuerdo con los datos del Consejo europeo para el control de las parasitosis en los animales de compañía (ESCCAP, por su siglas en inglés). Las especies de garrapatas que pueden infestar a nuestros perros son Rhipicephalus sanguineusIxodes ricinus y Dermacentor reticulatus, tal y como explican con detalle los expertos de Advantix de Bayer.

Las garrapatas pasan durante su ciclo de vida por cuatro estadios diferentes: huevo, larva, ninfa y adulto. Y aunque no vuelan o saltan, son capaces de trepar y por eso mismo pueden acabar en el pelo de tu perro tras un paseo entre la vegetación. Esto sucede porque las señales bioquímicas emitidas por los mamíferos de sangre caliente alertan a las garrapatas de los huéspedes que pasan.

En estos dos vídeos podréis ver de forma tan gráfica como fascinante (y un tanto asquerosa, sin duda) cómo se agarran las garrapatas a la piel y porqué es tan difícil retirarlas una vez que han "hincado sus colmillos" en su víctima. En este caso, nos muestran ejemplos de la garrapata común (Ixodes ricinus): podréis ver la boca de estas garrapatas en acción, una rueda dentada que tiene un par de artilugios que funcionan como sierras para cortar la piel mientras va introduciendo el hipostomo dentado, como un pequeño harpón.

Las garrapatas, como bien sabéis, pueden transmitir enfermedades tanto a perros como a humanos. Por eso es importante tener protegidos a nuestros canes todo el año contra estos parásitos, evitar que puedan ser picados por garrapatas o pulgas utilizando, por ejemplo, las pipetas de Advantix o los collares de Seresto.

También es muy recomendable y útil revisar a tu can si tras los paseos para comprobar que no se le haya pegado ninguna garrapata. Mira en las orejas, en la barriga... acarícialo por todo el cuerpo.

En caso de detectar una garrapata, aquí podéis informaros sobre cómo retirarla con seguridad.

 

Te puede interesar:

Las garrapatas no le temen al invierno: protege a tu perro todo el año

Enfermedades de animales a personas: las zoonosis por parásitos externos

Canes protegidos & canes con estilo con las latas personalizadas de Seresto

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar