TODOS LOS TEMAS
Educación canina

Los principales problemas de los perros urbanos y cómo afrontarlos: pistas de educación canina

Compartir

Nadie nace sabiendo "hablar perro". Y aunque es cierto que cada vez más personas buscan aprender algo de educación canina, no siempre es fácil saber cómo afrontar esta cuestión. Hay muchos educadores caninos y diversos métodos, no todos recomendables ¿cómo acertar?


Para ofrecer algunas pistas básicas y mucho sentido común hemos charlado brevemente sobre este tema con Santi Vidal y Eli Hinojosa, de Más que Guau, dos profesionales de larga y reconocida trayectoria a los que siempre recomendamos desde SrPerro.

Santi Vidal ha publicado, además, varios libros tan útiles como interesantes para cualquier humano perruno: Adiestra a tu perro en positivoSobre perros que dejaron de morder, cuando las personas empezaron a escucharles.

 

¿Con qué problemas os topáis más a menudo cuando os llaman?

 

Agresividad, miedos y ansiedad por separación. Todos ellos tienen que ver con estrés.

Los perros rompen cosas, tiran de la correa, ladran en exceso, algunos tienen comportamientos agresivos o no pueden estar solos.

Las personas llevamos modelos de vida altamente estresantes, para humanos y para perros. Y los modelos educativos suelen incluir miedo. Nos enfadamos por casi todo. Los perros con problemas graves tienen un problema de adaptación al entorno.

Debemos modificar ese entorno, a veces temporalmente, otras veces para siempre porque la educación canina es mejorar la vida para las personas, pero también para sus perros. Y muchas veces nuestra ilógica nos hace creer que nuestros modelos de vida son perfectos. No lo son, ni para ellos ni para nosotros.


¿Cuándo es conveniente llamar a un educador canino?

 


Cuando una conducta empieza a suceder con frecuencia. Algo que ocurre una vez, no es un problema, si se va repitiendo podríamos estar delante de un problema de comportamiento.

Por ejemplo, si un día nuestro perro rompió algo en casa, pudo ocurrir algo que le puso muy nervioso y reaccionó así. Si varios días encontramos cosas rotas, deberíamos consultar rápidamente con un profesional.

 

¿Cómo podemos elegir bien a un educador canino?

 

Investigando un poco y hoy en día es fácil con internet y las redes sociales, sobre su forma de trabajar.

Debe ser un educador que no utilice métodos aversivos, ni collares metálicos, eléctricos o lo que llaman “cordinos” (collares estranguladores).

El educador debería trabajar siempre en nuestra presencia y no debería vendernos soluciones “mágicas”, debería ser honesto y sincero sobre la evolución de los problemas de conducta.

En nuestra opinión no es posible decir “en veinte sesiones arreglo el miedo, la agresividad o lo que sea de tu perro”.

La evolución de los problemas dependerá del conocimiento que el educador sea capaz de transmitir a los propietarios sobre cómo pueden en el día a día optimizar el entorno y mejorar la vida de sus perros para que los problemas desaparezcan o mejoren.

 

+ consejos al respecto en SrPerro

 

¿Están los perros ahora mejor o peor educados que hace unos años?

 

Muy interesante la pregunta. Deberíamos pensar qué entendemos por educados. En los últimos años hay mucha información sobre educación canina, pero es tan diversa y en ocasiones tan contraria, que hay muchos propietarios confundidos; no hacen una buena gestión de la información.

Sabemos enseñar más cosas a los perros, pero hay más perros con problemas. Quizás hemos olvidado el lado natural de la educación y de la convivencia sana.

En algunas ciudades de Sudamérica o en nuestra infancia en el pueblo hemos visto muchos perros por la calle que no saben hacer un sentado, nunca escucharon nada sobre jerarquías ni leyeron libros sobre perros y en cambio conviven con una exquisita educación con todas las personas, sin necesitar ni siquiera correas. Debemos reflexionar mucho sobre ello.

 

 

¿Qué es un perro educado?

 

Hablando de perros educados, en Barcelona está previsto que exista un carnet cívico para canes, un carnet que permitirá soltar a los perros que lo tengan en más sitios… ¿Cómo podemos prepararnos para algo así? Qué tipo de “pruebas” son, en vuestra opinión, las  que debe pasar un perro para ser considerado un can urbanita bien educado?


No consideramos de gran importancia la obediencia, pensamos que las pruebas deberían ir más enfocadas a que el perro sea tranquilo y sociable con perros y personas.

Una llamada relativamente fiable, no tirar de la correa y demostrar estar tranquilo en sitios públicos, simplemente con esto podría bastar.

Podéis encontrar muchos consejos y reflexiones interesantes en el facebook de Más que Guau.

Por ejemplo, si quieres saber cómo lograr que tu perro pasee contigo sin tirar de la correa, lee con calma estos consejos que Santi ha compartido en el muro de Más que Guau, te serán de enorme utilidad.

 

 

También te puede interesar:

Hablamos con Santi Vidal de estrés, de cómo adiestrar sin castigos y de la peligrosa etiqueta de la 'dominancia'

Los collares de Pinchos: manual de (no) uso por Santi Vidal

COMENTARIOS

vivo con una perra pastora de unos tres años de edad, que apareció en el pueblo en el que vivía . Parío a 8 crias, encontré buen hogar para todxs , operé a la perra para que no pudiera tener más y nos mudamos a una pequeña y ruidosa ciudad. hemos estado con una estupenda etóloga y su comportamiento ha mejorado,, pues presentaba un comportamiento de acoso indiscriminado hacia bicis, corredores, personas vestidas de corredor, niñxs con pelota, motos , autobuses, 4 x4, perrxs atadxs.... ha mejorado de manera notable, no sale con ese nivel de excitación de casa, hicimos ejercicios de autocontrol en casa y luego premiamos su conducta tranquila con salchicha ante los estímulos señalados. Sin embargo continúan y me gustaría mejorar en tres aspectos: 1.- la conducta de acoso ante bicis, 2.- conducta de "basurilla", después de operada muestra más ansiedad ante la comida y busca rondando los contendores casi de manera compulsiva. Me da miedo lo que pueda pasar. 3.-NO TENER MIEDO A LOS COCHES. Aunque es cierto que con cierto nivel de contento y excitación ha cruzado a pesar de estar yo lo lejos en calles poco transitadas, se han dado situaciones que muestra su nulo miedo a la carretera y los vehículos. Me gustaría saber si este libro que anunciaís menciona alguna de estas situaciones y si me puede ayudar. Gracias

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar