TODOS LOS TEMAS
Curiosidades

Las cinco libertades o necesidades del bienestar animal: el manual de los humanos (perrunos) responsables

Compartir

Las cinco libertades del bienestar animal nacieron a raíz de un gran escándalo tras la publicación, en 1964, del libro "Maquinas Animales" de Ruth Harrison. El gobierno británico tuvo que crear una comisión especial para investigar el trato que recibían los animales y el resultado fue el Informe Brambell en 1965 y, posteriormente, la elaboración de las "Five Freedoms" o "Five Welfare Needs" de los animales, conocidas en español como "Las Cinco Necesidades" o "Las Cinco Libertades".

Antes de decidir compartir tu vida con un perro, lee esto por favor

La definición de bienestar animal de La Organización Mundial de Sanidad Animal incluye estos principios básicos conocidos como las "Cinco Libertades" que han sido adoptados por la profesión veterinaria en todo el mundo, también lógicamente en España.

Se trata de una serie de condiciones aplicables a cualquier animal que esté bajo control del ser humano y se consideran informalmente como la declaración de los derechos de los animales, aplicable también a nuestros perros obviamente. Son cinco libertades o cinco necesidades:
 

  • libre de hambre, sed y desnutrición
     
  • libre de miedos y angustias
     
  • libre de incomodidades físicas o térmicas
     
  • libre de dolor, lesiones o enfermedades
     
  • libre para expresar las pautas propias de comportamiento.  

     

Evidentemente cada una de estas necesidades o libertades contiene mucha verdad y mucha responsabilidad, más allá de lo básico. Por eso son un buen punto de partida para garantizar la felicidad y el bienestar de nuestros canes.

Ante todo, es nuestra responsabilidad informarnos sobre las necesidades reales de los perros en general y de nuestro can en concreto. Ante la duda, siempre será positivo consultárselo a nuestro veterinario y a algún etólogo o educador canino profesional. 

Comida de calidad cada día y en su justa medida, atención y cuidados, una educación que tenga en cuenta su bienestar y no le cause miedo o estrés, un nivel de ejercicio adecuado a su edad y salud... 

Un perro no quiere y no debe pasar muchas horas solo. Muchos profesionales de la educación canina lo advierten: los tres problemas más graves de los perros urbanos son: la soledad, el aburrimiento y la falta de ejercicio.

Un perro debe poder ser perro, expresando las pautas propias de comportamiento de su especie: debe poder socializar con sus congéneres y también pasar tiempo con los humanos.

Debe poder olisquear y jugar o correr si le apetece...  Pero también es importante que tengan tiempo de descansar y de dormir cómodamente.

Por eso mismo, si un perro no puede relacionarse correctamente con otros canes o con humanos, es nuestra responsabilidad contar con la ayuda de un profesional que nos ayude a resolver -mediante métodos que no causaran miedo, estrés o sufrimiento al perro- cualquier problema que pudiera tener.

Por supuesto, un perro no debe estar todo el día atado o encerrado o solo. 

Dado que ellos no pueden comunicarse a la manera humana hemos de estar atentos para detectar cualquier posible dolencia o cualquier malestar que requiera atención veterinaria.

Entre los problemas que con más frecuencia atentan contra el bienestar de un perro -desde el punto de vista veterinario- está la obesidad, algo que podemos evitar ofreciendo a un can solamente la comida que necesita y permitiéndole hacer el ejercicio que necesita.

La prevención siempre será la mejor medicina por eso también es nuestra responsabilidad llevar a nuestro can al veterinario con regularidad y no solo para que le pongan sus vacunas sino para que puedan verificar que todo va bien.

 

Tener perro es una elección y no una obligación por eso mismo hay que pensárselo tan bien antes de tomar ese paso. Y en caso de no estar seguros... esta piedra busca adoptante.

Te puede interesar

“Código de animales de compañía”: el documento que reúne la legislación que afecta a los perros en España

Los veterinarios que cuidan el bienestar físico y emocional de los canes: los veterinarios "Fear Free"

No puedo tener perro pero me encantan... ¿qué puedo hacer?

Las caricias humanas ayudan a reducir la ansiedad de los perros

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar