• Compartir
  • Whatsapp de SrPerro

Elígeme, porque a veces necesitas a un perro tanto como un perro te necesita a ti

Elígeme, porque a veces necesitas a un perro tanto como un perro te necesita a ti

Este sencillo y potente spot de Pedigree a favor de la adopción va acompañado por un lema igual de sencillo, igual de efectivo: a veces necesitas a un perro tanto como un perro te necesita a ti.

El anuncio me gusta mucho, recuerda a iniciativas como la de Rémi Gaillard y quizá haga reflexionar a más gente sobre la vida que llevan los perros en esos cheniles... una vida sin interés, sin alicientes, con estrés y sin estímulos.

Quizá gracias a que vídeos como éste se hacen virales, más personas se pongan en el lugar del perro.

También me ha recordado a un texto que leí hace poco en el blog de Melisa Tuya, para mí el mejor blog de protección animal que existe en España, en el que explicaba porqué no siempre es maravilloso tener perro

Tiene mucha razón Melisa en advertir sobre la visión edulcorada que se puede transmitir en redes sociales sobre lo que es convivir con un perro... ves fotos bonitas pero no escuchas los ladridos, por así decirlo. 

Un perro no va a arreglar tus problemas, un perro no va a curar tu depresión, no te va a ayudar a encontrar nuevos amigos y tampoco te va a convertir en runner de un día para otro. Puede que lo haga, sí, (de hecho hemos compartido muchas historias que lo demuestran, como las que encontráis en los enlaces anteriores) pero no tiene porqué. Un perro es un perro, no es una tirita para humanos. Es un individuo con su personalidad, no tiene porqué parecerse al perro que perdiste ni al que imaginaste al ver ese cachorro en redes sociales. Un can requiere un compromiso y una dedicación que no todo el mundo puede o quiere afrontar.

Un can te puede generar quebraderos de cabeza, puede acabar con tu paciencia (muchas veces) y con tus ahorros, fastidiarte las vacaciones... Por suerte, como dice Melisa, tener perro no es una obligación, debería de ser una elección muy meditada porque lo que para algunos es maravilloso para otros es un incordio o, peor, una pesadilla. 

Sí. Y aún así, a veces, a veces, muchos resulta que necesitamos a un perro tanto como ese perro nos necesita a nosotros. Adopta con responsabilidad.

 

Te puede interesar

La historia de la feliz y responsable adopción de Hades, el perro invisible (y su compañera, Lolita, que aún espera una familia)

Del abandono a la adopción responsable, un cuento de Navidad para inspirar más historias felices

Cinco estudiantes de instituto crean un vídeo para fomentar la adopción ¡y logran que sea el viral de la Navidad!

 

 

Utilizamos cookies para personalizar y mejorar tu experiencia en nuestra web, tanto con respecto al contenido y utilidades de SrPerro como a los anuncios que muestran en nuestra web nuestros socios publicitarios. Mira nuestra Política de Privacidad, actualizada en mayo 2018, para conocer más detalles sobre nuestras prácticas de recopilación de datos. Al hacer clic en Aceptar, nos autorizas a usar cookies para los fines enumerados. Aceptar